Testimonio Mario Piegas

Feb 27, 2015   //   by Buenas-Nuevas   //   Testimonios  //  Sin comentarios

Quiero compartir con ustedes cómo Dios me sanó y me sostuvo los dos meses que estuve sin trabajar.
Comencé con una gripe que se transformó en faringitis; y que se complicó con una bronquitis. A los diez días de salir de éste proceso, empecé a sentir un fuerte dolor en la zona lumbar. Me dieron calmantes e inyecciones pero el dolor no cedía. Me hicieron una resonancia magnética, y el médico me dijo que no era grave; que sólo tenía cuatro hernias de disco. Casi me desmayo!!!
Un domingo, la congregación oró por mí, y esa tarde sentí un alivio muy grande, y me pude parar sin dolor.
Al día siguiente fui al kinesiólogo, y no tuve resultados. Volví el miércoles, y seguía igual. El jueves, llevé a mi esposa hasta Lugano con el auto. Me costó pero pude manejar. Al regresar y bajar del auto, el dolor había desaparecido por completo hasta el día de hoy. Gracias a Dios.
Esos dos meses que estuve sin trabajar, el Señor nos sostuvo económicamente, y jamás dejamos de diezmar y ofrendar. Dios nos sorprendió, y no hizo falta la ayuda que nos ofrecieron. Hemos dependido de la provisión de Dios. Hemos palpado su amor en tiempos de crisis, y ha sido consolador y maravilloso.
Gracias a todos los hermanos por sus oraciones.

 

Dejar un comentario

Current month ye@r day *

ARCHIVO

mayo 2019
L M X J V S D
« Abr    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031